El ajuste en el presupuesto educativo nacional: antesala del ajuste educativo provincial


Este 18/9, el Instituto “Marina Vilte” (CTERA), hizo público un Análisis del Presupuesto Nacional desde el Sector Educativo 2019 (descargar), denunciando el ajuste en educación.

Como se ve en el cuadro, “El proyecto de Ley de presupuesto prevé una reducción nominal del presupuesto dirigido al Sector Educativo (no incluye universidades nacionales) del Ministerio de Educación de 18,9%. Esta caída representa una caída real de 39,3%. El ajuste recae indiscriminadamente sobre la casi totalidad de los programas del ministerio, afectando especialmente a todo lo relacionado con Infraestructura, Ex-Conectar Igualdad, Jardines Infantiles, Formación Docente, Becas y Programas Socioeducativos.”

Así lo releva, también La Nación (1/10/2018): “Las caídas más marcadas se registran en los programas de Fortalecimiento Edilicio de los Jardines de Infantes, que cae un 57% en términos nominales y un 68,4% en términos reales; el Plan Nacional de Educación Digital, con un recorte del 58,8% nominal y del 68,8% real; la partidas para Infraestructura y Equipamiento, que caen un 69% nominal y un 77,1% real, y las Acciones de Formación Docente, que se reducen un 14% nominal y un 36,3% real. Aunque la educación es responsabilidad de las provincias, la inversión nacional sostiene una parte del sistema y suaviza las inequidades entre los distritos.”

“Otra partida grande que se congela es Gestión y Asignación de Becas a Estudiantes, que incluye el Plan Progresar. Pasa de $10.053 millones a $10.090 millones, un incremento nominal del 0,4% y una reducción real del 24,9%.”

“Otras partidas que caen son las de Mejoramiento de la Calidad Educativa (12% nominal y 34% real) y de Innovación y Desarrollo de la Formación Tecnológica (24% nominal y 43% real).2

“Por volumen de gasto, el ajuste más grande se da con el congelamiento del Fondo Nacional de Inventivo Docente (Fonid) y Compensaciones Salariales, dos herramientas creadas para atenuar la desigualdad entre las provincias. Pasa de $25.522 millones a $26.419 millones, un aumento nominal de 4% y una caída real del 22,5%”

Con este presupuesto, se profundiza la desigualdad educativa entre las provincias; se garantiza la continuidad de los peligros por las condiciones de las escuelas, que costaron la vida de Sandra y Rubén; se profundizan el abandono escolar y los problemas de calidad educativa por el desfinanciamiento de programas que incluyen la formación docente y se continúa con el ajuste salarial que repercutirá en la salud de miles de trabajadores/as de la educación.

En Mendoza, es parte de lo que debemos anticipar con la campaña #MásParaEducación y que deberemos abordar en nuestro próximo plenario: la lucha por el presupuesto educativo. Desde el SUTE, con nuestra campaña, venimos denunciando que en Mendoza se redujo tres años consecutivos el presupuesto provincial para educación.

 

#MásParaEducación

 

SECRETARIADO EJECUTIVO SUTE

Previous En el marco del acompañamiento del SUTE en el Concurso de Jerarquía Directiva -en este caso examen oral de nivel Primario y de la Resolución 2246/17 y 031-DEP-2018-
Next Congreso Educativo Provincial del SUTE a pleno en la Uncuyo