Mi escuela tiene biométrico, pero le falta…


Es una pena que no haya un medio de comunicación para registrar la cara de directivos, docentes y celadores cuando llega personal enviado por la Dirección General de Escuelas para instalar un “control biométrico”. Cuando un control biométrico llega a una escuela, llega un mensaje de la DGE a toda la sociedad: “esta es nuestra prioridad, de esto nos estamos ocupando, esto es lo importante en la educación”.

Escuelas con problemas de electricidad, de calefacción y de infraestructura en general (se llueven, se caen por pedazos, se arruina material), que pierden clases por problemas de cloacas, de baños, de agua, etc.; escuelas que funcionan en edificios prestados, casas, galpones, que no tienen lo básico para una educación de “calidad”; escuelas que viven del autofinanciamiento por cooperadoras, donaciones, rifas, etc.; escuelas que sufren situaciones de vandalismo constante y pierden lo poco que tienen; escuelas que hacen malabares con las meriendas y con los abonos estudiantiles; escuelas que enfrenan situaciones de violencia, adicciones y otros emergentes sociales, sin recursos, con poco personal y con menos apoyo. Y un largo “etc”.

Escuelas que no saben dónde está el gobierno, hasta que aparece con un control biométrico a decirnos: “de todo lo que sucede en el sistema educativo, lo más importante, es controlarlos a ustedes”.

Finalmente, lo único que puede perfeccionar el gobierno son los mecanismos de control y persecución. Pero “no puede” implementar ningún mecanismo de resolución de problemas como las malas liquidaciones constantes; el recupero de haberes que no implique más problemas para quien le descontaron mal el salario; los infinitos trámites burocráticos a los que nos someten y que dilapidan tiempo y energía de los procesos educativos, entre otros.

El gobierno tiene que sentarse en paritaria a resolver problemas, ir a las escuelas a resolver problemas y los/as Trabajadores de la Educación tenemos que profundizar la batalla en todos los planos para defender la educación pública.

 

SECRETARIADO EJECUTIVO PROVINCIAL SUTE

Previous "Una propuesta para saldar la deuda con docentes y celadores"
Next Defendamos la seccional Guaymallén recuperada del SUTE