“Nuevas perspectivas y desafíos de la Educación Pública. ¿De alumno a usuario?”


Es el tema de la Jornada organizada por SUTE y FADIUNC, para este jueves 31 de mayo y que contará con la presencia de Guillermo Volkind -Profesor en Ciencias de la Educación y Psicólogo Social-. Se trata de una propuesta formativa para Trabajador@s de la Educación, con la idea de reflexionar y debatir sobre el futuro de la escuela secundaria, teniendo como contexto la reforma educativa y laboral. En esta nota, compartimos algunos conceptos vertidos ante la prensa por los organizadores y el reconocido disertante.

Pablo Massutti -Secretario de Educación SUTE-

El marco de esta jornada tiene varias aristas. Está relacionada a la lucha que llevamos adelante a partir del ajuste estructural que están realizando tanto el gobierno provincial y como el nacional, hacia los trabajadores y en materia educativa. Embates a nivel salarial y condiciones de trabajo; embestida al sistema educativo en todos los niveles y modalidades; avasallamiento de las Juntas. Y en medio de todo esto la exigencia, por parte de los Trabajadores de la Educación, de convocatoria a paritaria salarial y no salarial. En el marco de esta pelea general, desde el SUTE hemos convocado a Plenarios, porque entendemos que es fundamental tener propuestas que tengan que ver con la lucha ideológica, con la lucha pedagógica, con la lucha desde el conocimiento, para disputar qué educación, qué proyecto educativo queremos, en contraposición a este proyecto que está forzando el gobierno desde las evaluaciones estandarizadas, desde una política de ajuste y a partir de un camino antieducativo. El gobierno habla de calidad educativa, pero en la práctica con sus políticas hace lo contrario. Por eso, esta pelea ideológica y pedagógica y la necesidad de la construcción de la consciencia desde el rol de Trabajadores de la Educación.

Lic. Javier Bauzá -FADIUNC-

Desde FADIUNC, el gremio de docentes universitarios, estamos en una jornada de lucha de 72 horas -lunes, martes y miércoles-. Venimos de tarifazos, de ajuste y de no haber podido cerrar una paritaria cuando estamos ya a mitad de año. Estamos preocupados por nuestra situación laboral. Hoy, hay una carpa en frente al Ministerio de Educación, en Buenos Aires, donde se han juntado los Secretarios Generales para delinear la continuidad del plan de lucha. Hasta ahora el gobierno nos ha ofrecido un 15% de aumento en cuatro veces, con lo cual no alcanzamos ni siquiera a pagar la luz. En ese marco, no solamente discutimos condiciones de trabajo sino también qué tipo de educación queremos. Nosotros venimos llevando adelante una lucha con SUTE y con SADOP, sobre este tema.

Alberto Muñoz -Secretario Ajunto SUTE-

Desde el SUTE es un placer enorme poder recibir a Guillermo Volkind en esta casa, con motivo de la jornada de mañana -jueves 31- y al mismo tiempo poder seguir trabajando desde la más amplia unidad con el resto de los gremios de Trabajadores de la Educación de Mendoza. Nosotros entendemos que las reformas que vienen implementando, tanto el gobierno nacional como el provincial, tienen que ver con las reformas estructurales que se traslucen en mayor ajuste, en mayor empobrecimiento del pueblo y al mismo tiempo en la profundización de la dependencia del sistema educativo, del sistema de salud y del sistema judicial a los grandes interese monopólicos e imperialistas, que han profundizado su penetración en América Latina y obviamente en Argentina y en Mendoza.

Guillermo Volkind, -Profesor en Ciencias de la Educación y Psicólogo Social, crítico del sistema educativo-

Saludo efusivamente la articulación entre lucha gremial y lucha político-educativa. Esa articulación es la única que tiene perspectiva, ya que de lo contrario se disocia aquello que tiene que estar junto. Y la lucha por otra educación, es también la lucha por la dignidad del docente en todas sus fases. Quizás se explota la disociación entre la lucha gremial y la lucha político-educativa, para poder subordinar mejor a los docentes en los aspectos específicos pedagógicos y quitarles la potencia que tienen. Cada vez que en la Argentina los docentes hemos articulado ambos aspectos, hemos avanzado y por eso recordamos no sólo grandes luchas de resistencia, sino también el haber evitado cambios en la Argentina que iban a ser brutales…, tal como cuando los lograron, que verdaderamente fueron brutales. La educación en Argentina viene teniendo estos embates hace muchos años y aún no logran pasar, es decir, que a pesar de todos los intentos, aún no logran sus objetivos y por eso vuelven a la carga. Y nosotros tenemos la gran esperanza de que la mejor comprensión de lo que sucede nos genere herramientas y posibilidades para lograr enfrentar los embates y que una vez más no pasen. Se hacen experimentos, se tiran globos de ensayo, se presiona, se condiciona, se distorsiona, pero la esencia de la reforma, que tiene muchos años en el mundo y particularmente en la Argentina, no ha logrado instalarse definitivamente. Eso es lo que más nos alienta. Es decir, la posibilidad de comprender a fondo cuál es la política educativa que el gobierno está planteando y poder enfrentarnos a ellos, junto con las lucha políticas reivindicativas que expresan las necesidades de los docentes.

El gobierno no pretende ni más ni menos, que colocar a la Argentina en el lugar que le exigen los organismos internacionales para conseguir, entre otras cosas, un financiamiento y ser reconocido como parte de los líderes del mundo. El ingreso al G20 forma parte de esto y los condicionamientos de ingreso a la organización mundial económica, también imponen casi la totalidad de la línea pedagógica que hoy se está planteando. Justamente el ítem aula, impuesto aquí en Mendoza, ha sido el ensayo de condicionamiento del docente a la posibilidad de expresarse por medio de un derecho. O sea, se ha cercenado la posibilidad de que el docente se exprese mediante un ítem económico, que es el mismo sistema que se viene utilizando para subordinarlo. Por ejemplo, la antigüedad docente que siempre ha sido un elemento tomado para  demostrar que no se premia la eficiencia o la calidad, sino la resistencia en el sistema educativo, ya han logrado modificarla y la antigüedad ha quedado licuada durante los primeros diez años de trabajo. Entonces, son creativos en generar otras formas de subordinación y sojuzgamiento en la parte más compleja, como son las condiciones laborales. Por esto, yo creo que el primer punto es recuperar la posibilidad de reconocerse con un saber posible de ser implementado. Es decir, el docente ha sido llevado a un lugar de impotencia y es imprescindible que recupere el lugar de alguien que puede generar conocimiento, generar propuesta, teniendo en cuenta su experiencia, la de sus compañeros, la de la escuela donde trabaja, la de las familias con las que está y la de los alumnos con los que trabaja. Recuperar esa posibilidad creativa y evitar las posiciones corporativas. Es decir, las defensas porque sí, sin entrar a analizar las nuevas condiciones que son objetivas. Hoy, son otras las condiciones tanto del que enseña como del que aprende y no reconocerlas, sería suicida; como también lo sería no reconocer que hay que pensar en otras propuestas y no en la reiteración mecánica de las que ya no dieron resultado. El docente está totalmente en condiciones de hacerlo, en la medida en que recupere su identidad como tal y que se sienta valorado, tanto en lo que piensa como en los aportes que puede hacer.

¿De Alumno a usuario?, es la pregunta que está incluida en el tema de la Jornada. Sobre esto Volkind expresó: es tan grave como el lugar en que vamos progresivamente ubicándonos en diferentes grados todos nosotros. En realidad lo que se va generando es una enorme cantidad de usuarios y el concepto de usuario excede totalmente el educativo. Lo que pasa, es que ahora con esta propuesta se circunscribe al docente a un lugar y de algún modo se lo reemplaza con recursos enlatados. Entonces, esto tiene un propósito desde ya, es decir, no es sólo acotar al docente, sino también entrenar a los alumnos en un cierto tipo de trabajo y explotar lo que traen por fuera de la escuela. Digamos, los adultos somos usuarios también, en diferentes grados, y a la vez, dependientes de la tecnología. En tal caso, lo que hace la propuesta es aprovechar esa base del alumno-usuario y orientarlo hacia aquellos lugares donde cree que tiene que orientarlo y con prescindencia del docente. Ese sería el aspecto ideológico que se reserva el sistema. Por ejemplo: hoy una máquina cosechadora puede ser manejada por alguien que sabe usar un celular y alguien muy experto en cosechar, pero que tiene dificultades para una pantalla táctil, ha quedado fuera de ese lugar, lamentablemente. Y se necesita muy poco más que un uso relativamente diestro de un celular con pantalla táctil para poder manejar semejante máquina.

Respecto la gran cantidad de participantes inscriptos de la Jornada de mañana, el reconocido pedagogo manifestó: muestra necesidad e interés, ambas cosas. El reunirse, es el primer paso para poder recuperar esa identidad creativa que cada vez está más circunscripta. Por eso creo que hay una gran perspectiva si uno se coloca en ese lugar, sin eludir y sin negar que las condiciones de sojuzgamiento son muy grandes, por lo tanto, hay descalificación del rol, hay descalificación social, hay depositación de responsabilidades, hay depositaciones extremas de expectativas en el docente y todo eso hace un paquete que en lugar de ponerlo en una posición propositiva, lo coloca en una posición casi ejecutiva.

Sandra Lema -Prosecretaria de Actualización-

Desde el SUTE junto a FADIUNC, hemos convocado para mañana a los Trabajadores de la Educación, a una jornada que se titula “Nuevas perspectivas y desafíos de la Educación Pública. El futuro de la escuela secundaria. ¿De alumno a usuario?”

La convocatoria ha superado nuestras expectativas, ya que hemos tenido que cerrar la inscripción y sin dudas tiene que ver con la necesidad de los compañeros de tener un espacio donde podamos reflexionar, debatir acerca de este modelo que nos quieren imponer. Lo que nosotros queremos es empezar con nuestra experiencia y nuestra propuesta, en pos de mejorar la educación.

Recordemos que la jornada tendrá el siguiente cronograma:

– Acreditaciones: 8 a 9hs

– Desarrollo de la actividad: 9 a 17hs.

 

Alberto Muñoz

Guillermo Volkind –

Sandra Lema – Prosecretaria de actualización

 

Previous SUTE presentó inconstitucionalidad Decreto 530/18
Next Está en marcha el curso dictado por Guillermo Volkin