Avance en la reglamentación de licencia por violencia de género


Este viernes 14 de febrero, representantes del SUTE y autoridades del gobierno se reunieron en Comisión Mixta para debatir y la reglamentación de la Ley 8.806. Por el sindicato estuvieron presentes compañeras del Secretariado Provincial, la psicóloga y una de las abogadas del gremio y otras representantes. Por otra parte, en representación del ejecutivo estuvieron Sebastian Boulin, Asesor Letrado de la DGE, Gabriel Sciola y funcionarios de Salud Laboral.

En esta reunión el sindicato presentó su proyecto de reglamentación. Se señalaron los fundamentos legales, basados en acuerdos internacionales (CEDAW, Convención de Belem do Pará) y leyes nacionales como la 26.485, así como también el recorrido histórico de lucha que las trabajadoras atravesamos para llegar a la adquisición de estos derechos. Se explicó la propuesta de procedimiento, requerimientos y los vínculos que deberían entablarse con Salud Laboral, Recursos Humanos y OSEP.

En base a esto, se estableció una agenda de compromisos que implica, en principio, el compromiso del gobierno de avanzan en el procedimiento para el otorgamiento de la licencia y en encuentros posteriores en los criterios de prioridad de ingreso y traslado de compañeras en situación de violencia. Una nueva reunión está pautada para el próximo 28 de febrero en Casa de Gobierno.

Creemos, también, necesario que más gremios se sumen a esta iniciativa, para que esta licencia sea un derecho de todas las trabajadoras.

La reglamentación de esta licencia es un deuda gravísima del Estado. Desde la sanción de la Ley 8806 han pasado dos gobiernos y dos Asesores Letrados de la DGE y no se han realizado pasos significativos hasta esta propuesta del SUTE, la cual es un avance fundamental para las trabajadoras de la educación. Entre nuestras compañeras son numerosos los casos de violencia machista. Nuestra experiencia lo demuestra: el trabajo de la Prosecretaría de DDHH y Género y las Consejerías ha acompañado, en el plazo de un año, a casi 300 compañeras. Es decir, casi una mujer por día se acerca al sindicato por sufrir violencia machista.

Seguimos luchando por los derechos de las trabajadoras de la educación: ¡en las escuelas no estamos solas, estamos organizadas!

Previous SUTE reclama fecha de pago de aguinaldo de suplentes y haberes adeudados
Next Celadores/as en Paritaria No Salarial