Exigimos equiparación de las asignaciones familiares de Mendoza con las de Nación


Sin dudas, una de las demandas más sentidas por los/as trabajadores/as estatales es la equiparación de las asignaciones familiares.

Entre las que paga el Estado mendocino y las de Nación existe una diferencia abismal: mientras que para un salario inicial de docente o celador, el monto por hijo/a es de $319,80; la Nación paga $5.063 por salarios brutos de hasta $78.454. Es decir, en Mendoza se paga 15 veces menos y los montos están congelados desde 2019. Algo similar sucede con el resto de las asignaciones familiares.

Esta es otra forma del ajuste sobre los salarios. Junto con la lucha por la apertura de paritarias, es imperioso seguir exigiendo la equiparación de las asignaciones.

¡Basta de ajuste!

SECRETARIADO EJECUTIVO SUTE

Previous Avances en la paritaria no salarial
Next Nuevo reclamo en ANSES por el pago de sentencias a jubiliados/as